Venta online brezo vallas Girona
Venta productos peluqueria, belleza y estetica Xpels
Venta ropa interior mujer Lintima
Uniforme laboral ropa trabajo Global Uniformes
Tiendas online Ecommerce ServiWebsi
Créditos para su tienda online

Galicia espallada

Unha recolleita da cultura galega

Literatura, historia, arte, música, gastronomía, galeguismo, tradicións, lendas, costumes, emigración

Á memoria de Manuela Viaño (1929-2013)

Castelao no volvió a Galicia


CastelaoExtraxto del programa radial "Con vós" (1) del 5 de enero de 2003 - fragmento de una grabación deRamón Otero Pedrayo:

Decía Don Ramón Otero Pedrayo: "y Castelao me fue a despedir a la Estación del Norte" , aclaro yo que la Estación del Norte era una de las estaciones de ferrocarril de Madrid, ¿no? ehh... en este caso la del norte, es la de donde llegaban y de donde partían los trenes a Galicia, está la estación de Chomartín por ejemplo , la de Atocha y este año cuando estuvimos en Madrid, justamente en el viaje que nos invitó la firma Longueira parábamos en el Hotel Florida Norte que está en frente de la Estación del Norte.

Bueno, vamos a empezar entonces otra vez con lo que decía Don Ramón Otero Pedrayo:

"Y Castelao me fue a despedir a la Estación del Norte. Hace falta un libro sobre aquel andén de la Estación del Norte, de duras piedras, donde se truncaron tantas ilusiones de Galicia y donde nacieron tan hermosos desengaños que liberaron a muchos gallegos de caer en la esclavitud en Madrid.


Pues Castelao me despidió allí, me abrazó y dijo: 

- Va a haber una guerra terrible y la vamos a perder nosotros.

- Yo dije, pero ¿cómo?

Y Castelao siguió: 

- Vamos a perder nosotros, yo te digo que no volveré a Galicia, que no volveré a ver a mi madre, que no volveré a ver a mis hermanos, que no volveré a abrazar un pino de Galicia.

Y arrancó el tren. 

Yo hice el viaje profundamente preocupado y la profecía se cumplió en todos sus términos. 

Castelao no volvió a Galicia.

 

 

(1) www.galiciaconvos.com.ar

 

 

ver : 7 DE XANEIRO DE 1950, A MORTE DE CASTELAO, INICIO